X

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar tu navegación y realizar labores analíticas. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso.
Puedes obtener más información en nuestra Política de Cookies.

Home
RACVN Real Automóvil Club Vasco Navarro
replicas de relojes tag heuer comprar replicas de relojes
Hazte socio Descarga tu hoja de Rescate

Volver

10/11/2017Cómo usar los antinieblas correctamente

Muchos conductores en alguna ocasión han utilizado las luces antiniebla de forma incorrecta. ¿Sabías que se considera una infracción y que se sanciona con 200€? 

Las luces antiniebla se usan principalmente para ver y ser vistos en condiciones de baja visibilidad, como por ejemplo cuando conducimos con niebla. Si los utilizamos en otras circunstancias, puede conllevar una multa de 200€. Para que esto no te suceda, te explicamos cómo usar los antinieblas correctamente.

Los faros delanteros antiniebla no son obligatorios y por ello las marcas no los instalan en los coches más básicos, aunque sí suelen venir de serie en los acabados más vendidos. La luz trasera antiniebla sí que es obligatoria y se suele montar doble, con una luz a cada lado del coche.

La luz antiniebla delantera es una luz muy brillante, con ella no se busca tener mucho alcance sino iluminar lo que hay inmediatamente delante del coche. Por esta razón no sirve para iluminar la carretera en los casos en los que no hay niebla. La luz trasera antiniebla es una luz también muy intensa, tanto como la luz de freno, y cuando no hay niebla o mala visibilidad puede confundirse por una luz de freno e incluso molestar a otros conductores.

Según el código de circulación…
El Reglamento de Tráfico dice que las luces antiniebla mejoran el alumbrado de carretera en caso de niebla, lluvia muy intensa, tormenta, fuerte nevada o nube de polvo. Sobre el sistema de luz delantero dice que, cuando haya condiciones de baja visibilidad por niebla, lluvia intensa o nube de polvo, aunque sea de día, hay que llevar las luces encendidas, sean las antinieblas, las de cruce o las de largo alcance, y matiza que la luz antiniebla sólo podrá usarse en esos casos.
Sobre la luz antiniebla trasera dice que sólo puede usarse cuando las condiciones meteorológicas o ambientales sean “especialmente desfavorables”: niebla espesa, lluvia muy intensa, fuerte nevada o nubes densas de polvo o humo.

¿Qué es lo más recomendable?
Debemos ser conscientes de que las luces antiniebla molestan a otros conductores cuando se usan en los casos en los que no son necesarias, sobre todo las traseras.
Debes encender la luz trasera antiniebla siempre que haya baja visibilidad por una niebla espesa, una lluvia muy fuerte que provoque una estela de agua detrás de los coches o en momentos de fuertes nevadas. Pero se debe apagar la luz trasera antiniebla en el momento que las condiciones mejoren.
En cuanto a las luces delanteras, habría que encenderlas al entrar en un banco de niebla espeso, junto con las luces de cruce. Si la visibilidad sigue siendo baja es conveniente reducir la velocidad, pero nunca conectar las luces largas porque su luz rebotará en la niebla y te deslumbrará. Si la niebla no es muy espesa, la lluvia no muy fuerte o caen pocos copos de nieve, recuerda que será suficiente con las luces de cruce.

Nunca debes usar los antinieblas…
Evita usar los faros antiniebla en condiciones de lluvia suave, ya que el fuerte brillo que producen se ve amplificado por las gotas que se depositan en el parabrisas de los demás conductores ocasionando molestias en su visibilidad.
Tampoco utilices las luces antiniebla en condiciones de buena visibilidad con tiempo seco y sin niebla. De esta forma también molestarás y deslumbrarás a otros conductores si es de noche

FUENTE: DGT

Volver


replicas de relojes rolex donde comprar replicas de relojes