X

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar tu navegación y realizar labores analíticas. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso.
Puedes obtener más información en nuestra Política de Cookies.

Home
RACVN Real Automóvil Club Vasco Navarro
replicas de relojes tag heuer comprar replicas de relojes
Hazte socio Descarga tu hoja de Rescate

Volver

El Algarve, hacia el fin del mundo

El esplendor del Atlántico

El sur de la costa portuguesa ha sido destino turístico desde tiempos inmemorables y no es difícil entender el por qué. Soberbias playas, tranquilos pueblos, un fresco paisaje interior, localidades llenas de historia y encanto, poderse bañar e interactuar con delfines y la oportunidad de disfrutar de un fantástico atardecer desde los acantilados del Cabo de San Vicente, hacen que viajar en coche por El Algarve sea una experiencia absoluta para los sentidos.

Al sur de la desembocadura del río Guadiana, frontera natural entre España y Portugal, aparece Tavira, cuyos muros cargados de historia le otorgan un inusitado carácter romántico. La pintoresca Albufeira invita al visitante a pasear por las callejuelas del Cerro da Vila y a contemplar cómo los pescadores reparan sus redes junto a sus alegres y coloreadas barcas. No muy lejos se encuentra una de las mejores playas de la ruta, la Praia de São Rafael, un oasis de paz en el que el mar se une a curiosas formaciones rocosas y escarpados acantilados.

En Faro, la capital de El Algarve, el Arco de Vila es la puerta de una antiquísima ciudad medieval que custodia verdaderas joyas arquitectónicas como la catedral, construida sobre la antigua mezquita.

La Reserva Natural de la Ría Formosa, un intrincado laberinto de agua y pequeños islotes, es un paraíso para los amantes de la naturaleza y de los paseos relajantes.

La meca de los sufistas se encuentra en las playas de Castelejo, Amado o Bordeira, y la de los aficionados a la historia en Sagres, donde estaba la escuela náutica del infante D. Henrique, de la que salieron los grandes navegantes y descubridores portugueses.

Desde el cabo de San Vicente, el punto más occidental de Europa, se ven unas puestas de sol excepcionalmente hermosas.

Si has decidido viajar con niños por El Algarve, es muy recomendable acercarse al Zoomarine de Guia, que dispone de un excelente programa de interacción con delfines que incluso permite nadar con estos simpáticos cetáceos.

El paso de los árabes por estas tierras está magníficamente preservado en el castillo de Silves desde cuya muralla, coronada por once nobles torres, se vislumbra a vista de pájaro toda la ciudad. Y si te alejas un poco de la costa descubrirás en el interior un exquisito paraje natural conocido como el jardín del Algarve: la sierra de Monchique.

Sugerencias para disfrutar de la ruta

  • Desde el faro de la playa de Monte Gordo verás cómo el Guadiana vierte sus aguas al océano, al otro lado del cabo de San Antonio.
  • Toma un barco en ría Formosa para llegar a la isla de Barreta, refugio de surfistas, navegantes y amantes de las playas cristalinas.
  • Si quieres llevarte un recuerdo, acércate a la Rua da Barbaca, en Loulé, donde encontrarás las típicas cataplanas de cobre en las que se cocinan exquisitos guisos.
  • En el número 9 de la Rua D. Francisco Gomes de Faro, está el Café Alianza, uno de los más antiguos de Portugal.
  • En Sagres se encuentra el Promontorio Sacro, donde los acantilados descienden en picado hacia el océano.
  • Visita el cabo de San Vicente al anochecer y déjate imbuir por la magia del lugar que en su día se creyó era el fin del mundo.
  • En la Iglesia Parroquial de Alcantarilla hay una capilla con una decoración de lo más macabro: más de mil calaveras colgando de techos y paredes.
  • En Monchique, además de disfrutar de su famoso aguardiente, podrás beber de una fuente que asegura la pasión eterna.
  • En la gastronomía de El Algarve destacan los pescados y los mariscos. La caldeirada es un típico y sabroso plato de pescadores que satisface al paladar más exigente.

Carné de ruta

  • En avión
    Aeropuerto Internacional de Faro (a 7 km de Faro). Otra opción: Aeropuerto de Sevilla (a 156 km de la primera población de Algarve).
  • En coche
    Bilbao-Albufeira: 1.050 km, pasando por Burgos, Salamanca, Cáceres y Évora.
  • Longitud de la Ruta
    300 km.

Mejor Época

Verano, sin duda, aunque puede visitarse también en otras estaciones debido a su buen clima.

My Way te ofrece la mejor sugerencia de rutas para descubrir en coche los lugares más bellos de España y Europa. Elige y reserva tu ruta con Alojamientos incluido y Guía de Viaje detallada día a día.
Exclusivo por ser Socio del RACVN, introduzca el Código RACVN14 al hacer su reserva y obtendrá un descuento del 6%.

Mas información en mywayrutasencoche

Volver


replicas de relojes rolex donde comprar replicas de relojes