Coches mal aparcados, imprudencias… ¿qué es lo que más enfada a los españoles al volante?

Cometer imprudencias al volante, aparcar el coche en doble fila, aunque sea dos minutos, o hacer algún gesto insolidario a otro conductor, son algunas de las conductoras que más enfada a los españoles cuando van conduciendo. Así se desprende de la VI Radiografía de los Hábitos de Movilidad de los Españoles del Foro de Movilidad promovido por Alphabet.

El 80,5% de los encuestados admite enfadarse al volante ante las imprudencias de otros conductores. Muy por detrás le siguen los coches en doble fila o mal aparcados (55%); los gestos insolidarios de otros usuarios de las vías, como el no ceder el paso (48,5%), o los atascos (44,5%).

Las infracciones también son foco de malestar entre los conductores. El 64,5% reconoce no ser tolerante ante ningún tipo de infracción, aunque sea muy leve como saltarse un semáforo en ámbar. Pero lo peor es que cuanto mayor es el rango de edad, menos tolerante somos. Los mayores de 61 años y la franja de edad comprendida entre los 46 y 50 años son los que menos condescendientes se muestran ante este tipo de comportamientos (ambos con un 70%).

Y en contra de lo que muchos puedan pensar, la tendencia muestra una mayor permisibilidad ante estas situaciones a media que los encuestados son más jóvenes. Las personas de entre 18 y 30 años son las que aceptan en mayor grado este tipo de infracciones, con un 57% de los casos.

Infracciones más sancionadas

Por otro lado, un 14% de la población reconocer haber sido sancionado en el último año. De ellos, las causas más comunes por las que declaran haber sido multados fueron el sobrepasar el límite de velocidad permitido (54%) y un mal estacionamiento (42%). Muy por detrás se encuentra el no haber respetado una señal de tráfico, por ejemplo, un Stop, o por haber hecho un uso indebido del teléfono móvil (4%).

A pesar de ello, el 47% de los encuestados admite emplear el móvil mientras conduce, siendo los jóvenes de entre 18 y 30 años los que más lo utilizan. Pero no siempre se hace un uso correcto con ellos, ya que el 8% de los conductores españoles reconoce utilizarlo de forma incorrecta, por ejemplo, para escribir mensajes de whatsapp o consultar y responder correos electrónicos.

Fuente
Alphabet